Este es un blog de vivencias y reflexiones de una chica que busca la manera de plasmar su interior en algo tangible como las letras.

Aquí encontrarás hartas anécdotas y también procesos mentales, de esos enredados pero que buscan explicar lo que sucede en la vida y así encontrar un sentido. Encontrarás ejemplos de cosas que no hay que hacer; confesiones amorosas, de esas que toda chica necesita contarle a su mejor amiga; quejas y lamentos, letanías de alguna época mentalmente negativa; pero también hallarás decisión, actitud, fuerza y valentía (O al menos un sincero intento de ello).

Espero motivarte a seguirme. No sólo en lectura, sino en este trabajo interno, esta búsqueda de bienestar.

Seamos luz en medio de tanta oscuridad.


sábado, 10 de febrero de 2018

Retos Día 3

Ayer salí a hacer ejercicios en el parque frente a mi casa. Me uní a un grupo de gente que suele reunirse ahí con unos entrenadores que te hacen seguimiento de peso, grasa y esas cosas (súper completo e interesante). Diagnosticaron que estoy en mi peso súper ideal, justo a la mitad de lo perfecto, pero que mi composición no es la adecuada porque tengo poco músculo y mucha grasa (lo sabía!). Así que tomé una clase con ellos.

Terminé descompensada en el grass. Me tuvieron que comprar dulces porque se me había bajado la presión y estaba temblando, y no podía pararme sin que se me pusiera todo negro. Me llevaron a mi casa casi cargada. Lo peor es que alerté a mi mamá porque sólo tengo permiso de estar una hora fuera de casa (¿mencioné que estoy bajo supervisión y no tengo permiso para salir sola?) así que al final me regañaron por no avisar. Pero fue muy divertido, y socialicé xD

Vamos con el reto.

Reto de escribir:
Día 3: ¿Cuáles son tus 3 "pet peeves" más importantes? (pet peeve: experiencia negativa causada por una persona, una sola vez. Algo así como algo que te hicieron o dijeron que te marcó de por vida).

Sin ningún orden en especial:

- "¡Bailas como un zancudo!" - Mi prima y mi tía. Yo estaba bailando rap o algo de eso cuando era niña y ellas me vieron y se burlaron. De niña yo bailaba tranquila y no me juzgaba. Desde ese momento me cohibí y no quise volver a hacerlo. Me marcó porque es una de las cosas que me gustaba hacer pero no hice, y no desarrollé, y ha sido una traba personal y profesional grande, no sólo porque no me ha permitido alcanzar papeles de teatro que yo quería, sino porque bailar es una muy buena manera de identificarse con el cuerpo y eso me falta, y mucho. No puedo terminar de explicar lo que significa para mí, porque es un símbolo tangible de mi peor miedo: fracasar notoriamente. Lo irónico del asunto es que mi prima es bailarina profeisonal y le va de maravilla en el medio artístico local y extrajero. Hasta ha ganado premios por un rol que desarrolló en un musical en Estados Unidos. Gracias a Dios he trabajado mi envidia hacia ella, pero la parte "hacia mí" queda. Me cuesta bailar como si nadie me mirara.

- "Eres un poco pretensiosa" - Una niña en mi slam. ¿Alguna vez tuvieron esos cuadernos que pasaban a sus amigos para que respondieran varias preguntas sobre tí o sobre sí mismos? Yo roté el mío con la pregunta "¿qué piensas sobre mí?" y una niña me respondió eso. No era novedad escuchar comentarios de que yo era una creída. Lo que menos quería era llamar la atención, caer mal o ser creída, pero ahí estaba, la prueba de que había fallado en eso. No tenía ni 10 años (vamos, no tenía ni 7) y trataba de no ser problema para nadie/agradarle a todo el mundo.

- No cuenta como algo que me dijo nadie, pero creo que puede ir en este apartado porque me marcó de por vida: hay un año y un lugar en los que no puedo pensar. No quiero pensar. Están bloqueados por decisión propia. Cierto lugar donde viví y pasaron cosas fuertes, cierto año que, al parecer, fue decisivo en mi vida. En el desarrollo de mi enfermedad.




Reto del autoestima:
Día 3: ¿Qué hábito ueno deseas comenzar este mes?

¡Definitivamente, el de hacer ejercicios!

No quiero ser maniática, pero no quiero seguir sintiéndome "gorda". No sé si como hábito pero sí como algo que quiero hacer de vez en cuando para no sentir tanto miedo de comer cualquier cosa fuera de lo que estoy habituada.

No hay comentarios.: