Este es un blog de vivencias y reflexiones de una chica que busca la manera de plasmar su interior en algo tangible como las letras.

Aquí encontrarás hartas anécdotas y también procesos mentales, de esos enredados pero que buscan explicar lo que sucede en la vida y así encontrar un sentido. Encontrarás ejemplos de cosas que no hay que hacer; confesiones amorosas, de esas que toda chica necesita contarle a su mejor amiga; quejas y lamentos, letanías de alguna época mentalmente negativa; pero también hallarás decisión, actitud, fuerza y valentía (O al menos un sincero intento de ello).

Espero motivarte a seguirme. No sólo en lectura, sino en este trabajo interno, esta búsqueda de bienestar.

Seamos luz en medio de tanta oscuridad.


martes, 30 de abril de 2013

Soltar

Estoy hecha un caos. Un completo caos.

Hace tiempo no me sentía tan mal conmigo misma. Pienso que soy una estúpida, una ilusa, una imbécil, una basura, una nada...

Siento que la vida se me va. Que lo poco que me queda de mi mundo se me ha desmoronado.

Cambios, pérdidas, más cambios. ¿Hasta cuándo?

Estoy en el trabajo, llorando como una cría. Me he tenido que esconder debajo de mi sitio para que no me vean mis clientas, que felizmente a esta hora son pocas. Una de las profes de yoga me vio llorando y siempre tan dulce me ha abrazado y se ha quedado conmigo, muda, mirando cómo trato de calmarme. "Me hago muchos rollos en mi cabeza", me dice.

Bueno. No es agradable perder el amor de tu vida por enésima vez, saber que ambos quieren cosas distintas, recordar entonces los pocos amigos que tienes y lo sola que estás (Porque tu mejor amigo era él), a toda la gente que ha venido y se ha ido mientras yo me quedo aquí, sola. SOLA. "Esto ya debería haberlo superado", me digo. "No es lo peor que me podría pasar", me repito (Genial, una clienta se dio cuenta de mi cara y me ha abrazado). Todo lo que pueden estar pensando. "Ay, pero si no es él, vendrá otro a tu vida, no desesperes, eres joven y muy bonita e inteligente y seguro que hay miles de chicos que morirían por estar contigo". Sí, claro. Con el bagaje de cosas que traigo conmigo y lo complicada y sensible que soy...!

"Ay, pero va a pasar. Vas a ver que dentro de unos meses o años lo vas a ver como si fuera una anécdota y no te va a doler tanto". Seguro. Pero ¿qué hago mientras dura?

"Tú tranki. Yo te presentaré algunos amigos y vas a ver cómo te olvidas". Sí, como si todas las personas fueran igual de especiales y buenas. 

Yo sé que la vida está llena de sufrimiento, pérdidas y frustraciones. He pasado por muchas de ellas. Pero de verdad que a veces, si las cosas van a ser así siempre, me dan muchas ganas de no vivir más para ya no sufrir más. 

Y luego recuerdo lo bueno, y entonces me levanto como esta mañana que me paré de mi cama y tomé la mitad de mi desayuno y me digo "Fuerza, pa'delante, todo va a estar bien, piensa en cosas bonitas, piensa en todas las cosas que sí tienes", me siento afortunada por un rato y veo futuro. Mi intuición me dice que lo hay. Pero ahorita soy tan vulnerable que me avergüenza. Como si el más mínimo viento me fuera a convertir en polvo, como si me fuera  a quebrar en millones de pedazos.

Viniendo para el trabajo en bicicleta pensé en varios momentos que me atropellaba un carro. Y sólo pensaba en su nombre, palabra que no quiero mencionar más. Lo llamé en la mañana para pedirle perdón por las cosas que le dije ayer, pero al final él ya se convenció de que me ha perdido y que no va a funcionar esto de ser amigos. Y entonces recuerdo todo lo bueno y lo malo también y todo el amor que nos teníamos y lo mucho que peleamos por salir adelante y me lleno de rabia y me desespero porque no puedo entender cómo se puede haber desaparecido todo eso. "Que aún te quiero pero no te puedo ofrecer mi amor". 

Me tocan migajas, como siempre. Migajas de parte de las personas que más significan para mí. 

¿Será que es sólo eso lo que me merezco? ¿Por qué nadie me puede dar más, por qué no puedo tener algo bonito, verdadero y que dure para siempre? ¡NECESITO amar a alguien! ¡Me lo pide el cuerpo, el alma, el pensamiento! ¡Quiero un compañero, quiero compartir mis aventuras, mis torpezas, mis deseos, los detalles más cotidianos de mi vida con alguien! ¿Por qué es tan difícil conocer gente? 

Quiero dormir y dormir y dormir y dormir hasta que todo pase. Quiero arrancarme el corazón, los recuerdos y los pensamientos para ya no sufrir más. No aguanto tanto dolor. No me gusta.

Yo de verdad quería/ quiero que él sea el padre de mis hijos. Irme de viaje por el mundo con él. Pasar el resto de mi vida con él. Leer juntos, echarnos juntos a no hacer nada, adornar de a pocos nuestra casita. e verdad lo quería.

Dejar ir lo que más se ama y se deseaba es lo más doloroso que hay.

2 comentarios:

Pecas dijo...

Sabes que me entristece un poco que la estés pasando mal. Pero no sos nada de lo que piensas "Pienso que soy una estúpida, una ilusa, una imbécil, una basura, una nada..." Aveces simplemente no podemos ordenarnos en lo que queremos, en quienes somos, con quienes e individualmente. Me identifico mucho con lo que pones, créeme que si.

Peca.

PrincesaDelMundoDeLosColores dijo...

Cris, en el tiempo que estuvieron te dio tu lugar, es dificil perder a alguien. Pero alegrate que tu fuiste alguien en su vida y no te utilizo.